cerrar

Jaguar E-Pace, el hermano que de menor no tiene nada.

Jaguar amplía la familia con un SUV compacto deportivo que no tiene nada que envidiar a sus mayores: El Jaguar E-Pace

  • facebook
  • Tweet
  • g+ 1
  • pinit
  • E-Mail Text Link for Post
  • WhatsApp

La moda de los SUVs, ese segmento que de repente acapara todas las miradas, noticias y parece que deseos del mercado automovilístico hasta el punto de obligar a firmas como Lamborghini, Maserati y parece que hasta Ferrari a plantearse toda una historia dedicada a los deportivos es, por supuesto, la guerra de los SUVs. Y a una guerra se va siempre lo mejor preparado posible, entre otras cosas, con cuantos más soldados mejor. Y en esas está la marca del felino presentando su nuevo SUV compacto, el Jaguar E-Pace.

Puede que en muchos sitios leamos que se trata del “hermano pequeño” del otro SUV de Jaguar, el F-Pace. Puede que nos enteremos que incluso desde la marca británica le denominen “El cachorro”. Hasta es posible que caigamos en el guiño que hacia este apelativo significa el pequeño grafismo en el parabrisas. Pero la verdad es que el E-Pace no tiene nada menor. Sus medidas más compactas pueden considerarse una ventaja desde el punto de vista de quien no cree que el tamaño de un coche le haga mejor, y no digamos de su precio, más competitivo.

Y es que lo primero que llama la atención del E-Pace es su aspecto deportivo, más acentuado gracias a sus líneas compactas y donde la agresividad se centra en su frontal, con unas estilizadas ópticas que le dan un aspecto felino muy acorde con la marca a la que pertenece. Cada centímetro de sus 4,39 metros de largo es una invitación a recorrer kilómetros, y su anchura de 2,68 metros termina por materializar 5 plazas y 577 litros de maletero para hacerlos en buena compañía y perfectamente equipados.

Por supuesto, el interior se dispone de la mejor manera posible -tanto en materiales como en acabados- para satisfacer a cada una de esas cinco plazas, con detalles como los puertos USB destinados a cada una de ellas o el WiFi 4g disponible en su interior. A su vez, el puesto de conducción destaca por su diseño envolvente y muy ergonómico, con todos los controles perfectamente colocados para facilitar su uso con el menor esfuerzo.

Hablando de economizar esfuerzo, de la misma manera que en el F-Pace, en este nuevo SUV Jaguar aporta la pulsera Activity Key, para abrir el coche y arrancarlo sin tener que llevar la llave con nosotros.

La gama de motores Ingenium que nos presenta el nuevo Jaguar E-Pace está fabricada completamente en aluminio y se compone de dos versiones de gasolina de 239 y 300 Cv y tres diésel de 150, 180 y 240 Cv, con varias combinaciones de transmisiones manuales o automáticas y siempre con tracción a las cuatro ruedas salvo en el diésel de 150 Cv. En el caso de la versión de 300 Cv, los 100 km/h se alcanzan en 6,4 segundos y la velocidad punta es de 243 km/h.

El E-Pace también está equipado con sistemas como el Active Driveline, controlando la adaptación de las suspensiones y la transmisión a las características del asfalto, que a su vez se combina con el Adaptive Dynamics, que permite personalizar esa adaptación a nuestro antojo.

Visto lo visto, el Jaguar E-Pace es el hermano menor que todos querríamos tener de primo de Zumosol.

Meta información

Newsletter